Que el termómetro no te baje de la bici

19-PEDALEAR-CON-FRIO-8302

Consejos para pedalear con frío

Por Diego Andrich*
A diferencia de como muchos piensan, el otoño y el invierno son épocas donde andar en bici es súper posible, solo hay que conocer algunos secretos para que pedalear con frío no termine en una visita al médico.

Piel de cebolla
Vestirnos con el sistema “piel de cebolla”, por capas, implica salir de casa con tres capas de ropa. La primera debe ser una remera ajustada al cuerpo, de algún tejido que no contenga algodón, como el dry-fit, de esta manera la transpiración no quedará en el cuerpo sino que será absorbida y evaporada. La segunda capa, que no tiene por qué ser ajustada al cuerpo, debe tener el mismo principio que la anterior (sin algodón); lo ideal es un micro polar. Éste sirve para contener el calor que nosotros mismos generamos y secar la transpiración. Sobre estas dos capas irá un rompevientos que, cuanto más respirable sea, mejor.

Ahora bien, esta manera de vestirse tiene detalles sumamente importantes que si no se cumplen terminaremos mojados por nuestra propia transpiración. Cada prenda tiene que ir “jugando” con la ventilación, ya sea abriendo o cerrando cierres o sacándote y poniéndote el rompeviento. El fundamento es no seguir transpirando para que el sistema dé a basto secando la transpiración que ya generamos.

Este mismo concepto de “piel de cebolla” se aplica para las manos, hay unos guantes muy nos, de liner, que se pueden poner por debajo de los guantes de ciclismo y, en caso extremo, hasta podemos ponernos unos de polar por encima.

¡A tener en cuenta!
♦La mayor cantidad de calor se pierde por la cabeza, por lo que nunca está de más un gorro de lana y/o sintético por debajo del casco, que es lo primero a sacarse cuando entramos en calor.
♦Si cuando salís está muy frío, un truco útil es poner la primera piel dentro de los pantalones, también sacarla cuando hayamos entrado en calor.
♦La ropa de algodón no es buena para pedalear ya que conserva la humedad. s A la ropa térmica se la llama así porque ayuda a mantener el calor pero si no nos movemos nada generará calor, algo muy importante para pies y manos, por eso recordá mover seguido los dedos para combatir el frío en las extremidades.

*Cicloviajero y dueño de la tienda especializada en cicloturismo Tierra de Biciviajeros | Faceboook: Tierra de Biciviajeros – Tienda