Mantenimiento: Los cepillos


Por Penetrit*

Podríamos decir que podemos lavar y limpiar nuestra bici con prácticamente cualquier elemento de limpieza pero, a la larga, la diferencia va a ser notoria. Muchos creen que una esponja suave es ideal para limpiar el cuadro, pero en realidad no es así ya que la esponja no penetra bien en todos lados, limpia perfectamente las superficies expuestas pero no los sectores donde se unen las distintas partes. Para llegar a todos estos lugares debemos usar un cepillo de cerdas suaves. Las cerdas llegarán donde la esponja no y limpiarán sin rayar.

Otro sector crítico para limpiar es la transmisión (cadena, piñón, platos, descarriladores). Esta limpieza es más complicada ya que tendremos polvo y tierra adheridos al lubricante. Lo más recomendable es usar un cepillo de cerdas duras, largas y con un perfil muy angosto, de modo tal de que se pueda acceder a cada recoveco de la transmisión y eliminar toda la suciedad, luego de haber aplicado un buen desengrasante. Hay cepillos especialmente indicados para esta tarea que tienen en el extremo del mango una punta muy fina que permite remover suciedad que haya quedado alojada en partes pequeñas y más profundas, como entre las coronas del piñón.

Para ver más notas de cómo mantener en condiciones tu bici hacé click acá 

*Penetrit fabrica Bike, la línea de productos ecológicos y biodegradables destinada al cuidado y mantenimiento de la bicicleta: sac@penetrit.com