Brompton: Portabilidad garantizada

_detalle-9184
_detalle-9191 _apertura-9200
Estar frente a esta peculiar bicicleta fabricada en Inglaterra con ruedas de 16” y forma extraña hace que nuestra cabeza divague por varios prejuicios. Sin embargo, montar una Brompton es una experiencia única y sorprendente. Tuvimos el placer de probar el modelo M3L, con cambios internos a la maza Sturmey Archey de 3 velocidades y un plato enorme, de 55 dientes, que hace que se pedalee como en un rodado grande.

20-TRS-BROMPTON-9229
Algunas de las características que pudimos observar son:

La bici es súper rígida y cómoda. El sistema de plegado de la rueda trasera, que a su vez engancha en el piantón (caño vertical), posee un especie de amortiguación que aporta confort al rodar.

Su maniobrabilidad es altísima gracias a su pequeño rodado, y la gran distancia entre ejes hace que se ruede de forma placentera y relajada.

La combinación de la maza trasera de 3 velocidades y la delantera a rulemanes, hace que esta pequeña plegable se deslice por el asfalto.

Sencillez de plegado, tamaño final muy reducido (50 cm x 50 cm aproximadamente) y facilidad de transporte (tiene unas rueditas muy pequeñas que permiten llevarla como si fuera un carrito).plegado-brompton

Y, como debe ser en una bici urbana, la Brompton demanda muy bajo mantenimiento.

Si queremos una plegable porque buscamos portabilidad, no hay duda de que Brompton lo ha logrado como ninguna otra. Todos los recursos están más que optimizados, es decir que algunas de sus partes cumplen más de una función a la vez, logrando el confort y comodidad que normalmente brindaría una bicicleta con muchos más componentes y, en consecuencia, peso. En suma, todo esto hace que plegada sea pequeñísima y, gracias a ello y a su bajísimo peso (10,5 kg), MUY cómoda para transportar.

Más info en: www.brompton.com